Uso de sulfato de cobre en la piscina

Cada propietario de una piscina más de una vez tuvo que enfrentarse el problema del agua verde o marrón. La causa de este problema fueron las algas, organismos unicelulares o pluricelulares, que se caracterizan por un crecimiento muy expansivo. ¿Es sulfato de cobre un buen  método para combatir algas en la piscina? Te lo aclaramos aquí.

En la actualidad, los fabricantes de productos químicos para piscinas tienen un oferta muy amplia de artículos para combatir las algas. La mayoría de los preparados antialgas contienen sulfato de cobre, un compuesto químico inorgánico con efecto biocida. Sin embargo, desde hace algún tiempo, este compuesto ha empezado a ser considerado indeseable en el agua de la piscina.

Presencia de metales pesados en el agua de tu piscina

Los fabricantes de los mejores productos químicos para piscinas ya han abandonado el uso del sulfato de cobre en sus productos hace muchos años. Este compuesto es muy controvertido debido a los efectos secundarios que puede causar.

Sobre todo, el sulfato de cobre afecta a todos los componentes de plástico (skimmer, paredes, revestimiento de poliéster) y de acero inoxidable en o alrededor de una piscina. Puede causar su daño gradual, decolorando con manchas amarillas el plástico de las piscinas y las piscinas de poliéster. Este compuesto también causa un rápido aumento del pH, con numerosas consecuencias adversas.

Las personas con pelo claro pueden notar un cambio en el color de cabello después de bañarse en una piscina donde se usa sulfato de cobre. El cobre es responsable de el cuero cabelludo se vuelva verdes  verdusco. Los trajes de baño en los que los usuarios de piscinas se bañan regularmente también pueden decolorarse.

Presencia de algas en la piscina

Por último, aunque el sulfato de cobre se utiliza a veces como fungicida en la horticultura, se considera que tiene un impacto muy negativo en el medio ambiente. Actualmente, la creciente conciencia de la protección del medio ambiente está llevando a evitar esos agentes altamente invasivos, y usar preparados con un efecto más ecológico.

Por lo tanto, los que usan sulfato de cobre para el cuidado del agua deben evitar verter el agua de la piscina en el jardín. El sulfato de cobre tiene un efecto biocida y también elimina los pequeños insectos. Este compuesto puede causar la interrupción de la fotosíntesis y por consiguiente la muerte de las plantas.

Qué productos contra algas son recomendables

Para evitar posibles riesgos, recomendamos utilizar la química de piscina de mayor calidad. Los productos de los mejores fabricantes, destinados a la lucha contra las algas no contienen sulfato de cobre. Gracias a esto, puedes verter el agua de la piscina en nuestro jardín sin miedo – regar los árboles, el césped y otras plantas!

  • ¿Ya lo has visto? Rebajas para productos de PISCINA